Filtrar por

Cejas

El efecto secundario del tratamiento de quimioterapia, no solo afecta al cabello, sino que el vello del pubis, los brazos, piernas, pestañas o cejas suelen verse también afectados. En el caso de las cejas, existen técnicas que permiten reproducirlas o dibujarlas para recuperar un aspecto lo más natural posible: cejas postizas, plantillas o lápices, que nuestra especialista te enseñará a utilizar.

Como prevención, para no perder el estilo de las cejas se puede fijar la forma que tenían, realizando una micropigmentación antes de iniciar el tratamiento de quimioterapia. Consultar con el médico.

Te dejamos algunos consejos y te invitamos a visitar nuestro departamento de estética, dónde además de productos adecuados, encontrarás todo el asesoramiento que precises, para ayudarte a volver a sonreír.

Como mejorar tu imagen durante la quimioterapia

Como consecuencia del tratamiento, se puede perder total o parcialmente el vello de las cejas. Durante la quimioterapia los maquillajes permanentes están prohibidos (tatuajes), pero existen otras soluciones para dibujar las cejas.

Maquillar cejas poco pobladas

Si la caída es parcial se pueden dibujar con el lápiz unos pequeños trazos oblicuos de forma que simulen los pelitos que has perdido.

Si tienes poco vello en las cejas y quieres resaltarlas de forma natural para darle una forma definida a tus cejas, rellénalas con un lápiz para darles cuerpo. Escoge un lápiz que sea del color más cercano al de tus cejas, evita el negro porque no queda natural, lo mejor es optar por la combinación de colores como el marrón y gris. Dibuja sobre las zonas donde no hay mucho vello unos trazos delgados de 4mm. Dibuja desde la raíz, siguiendo la forma y dirección del vello, hacia la parte externa del ojo dejando una pequeña distancia entre cada trazo. Difumina y cepilla tus cejas.

Maquillar cejas despobladas

Si la caída es total, habrá que dibujar la ceja completa con alguno de los productos específicos para tal fin. Lo mejor es emplear una plantilla que reproduzca la forma de la ceja original trazándola con una sombra fija.

Si prefieres dibujarla con un lápiz, te explicamos cómo tomar la medida.

¿Cuál es la medida perfecta para tu rostro?

Coloca verticalmente un lápiz pegado a una de las aletas de tu nariz; justo donde el lápiz se une con la ceja es donde debe empezar (encima del lagrimal). Desde este punto, inclina el lápiz hacia el exterior del ojo y detenlo en la mitad del ojo. Ahí se encuentra el arco de la ceja (a la altura del iris). Para localizar el borde externo, coloca el lápiz en el centro del labio inferior e inclínalo hasta que llegue al borde exterior del ojo. En el sitio donde el lápiz toque la ceja es donde debe acabar (ángulo de 45 grados desde la nariz hacia la ceja).

Cejas sustitución

Hasta el momento solo podíamos disimular estéticamente la falta de las cejas con maquillaje o pigmentación permanente, ahora también se puede solucionar este problema con cejas de sustitución. Las cejas de sustitución, son un producto natural que soluciona de manera eficaz una caída total de cejas. Se adhieren con adhesivo hipoalergénico, pero durante el tratamiento de quimioterapia, debido a que el adhesivo puede producir irritación en la zona, se aconseja usarlas eventualmente, hidratando en profundidad la piel después de cada uso.

Lamentamos las molestias.

Realice una nueva búsqueda sobre su interés